lunes, 29 de junio de 2020

Cines Embajadores - puertas abiertas


A la singularidad que tiene que en estos tiempos una sucursal bancaria se haya transformado en unos cines V.O.S.E se une la gesta de haber terminado las obras en plena desescalada de la pandemia de este extraño año 2020. De esa forma, los Cines Embajadores se convierten en los primeros cines inaugurados en la "nueva normalidad" en España lo cual ya los dota de una idiosincrasia y de una publicidad implícita.

En su jornada de "puertas abiertas" este domingo nos han permitido a los vecinos del barrio y cinéfilos madrileños en general poder verlos por dentro, poder ver el resutado de las obras, la calidad de la imagen, la distribución del espacio, poder conocer de primera mano al uniformado staff así como la cordialidad de sus dueños. Además, regalaban una consumición de bebida y tapa a todos los que se acercaban a verlos. Una estupenda fórmula estratégica de inversión para dar a conocer las salas a su entorno más cercano: los vecinos.


Del espacio y del propio evento en sí lo que más me gustó:
  • Las 3 bonitas y acogedoras salas de cine, con buenas pantallas acordes al tamaño, estupendo sonido Dolby 7.1, gran calidad de imagen y con un buen aislamiento sonoro entre ellas. Disposición en grada en todas las salas y buen acondicionamiento de temperatura. Butacas cómodas, caras, con decoración en madera y con filas bien distanciadas entre sí (salvo la fila 2 de la sala 2 con separación más reducida)
  • El sistema de DCP+proyector, insertado en una cápsula estanca en el fondo de la sala, pegado al techo lo que ha evitado tener una cabina con la consiguente optimización del espacio.
  • El hecho de tener una zona de bar en el hall  con una elegante barra integrada, con bebidas varias, grifos de caña, cafetera. Sin comida de "cocina" (aunque para el evento trajeron muy ricas tapas) y parece ser que va a haber palomitas pero sin máquina de palomitas (espero que la gente no manche mucho las novísimas salas si permiten entrar con bebida/comida dentro)
  • Detalles elegantes: el diseño, el uso de colores corporativos, las pequeñas luces verticales de los escalones de las gradas, la atención de las personas en la puerta, los dibujos de directores/as pintados directamente en las paredes, etc
  • La amabilidad de los dueños Fernando Lobo, Miguel Ángel Pérez y la chica que explicaba y ofrecía canapés (no sé su nombre), que daban todo ellos todo tipo de explicaciones, comentarios e ilusión a todo aquel que les preguntaba. Continuidad de esa atención también en redes sociales. Muy atentos siempre a todos los detalles y a hacer que todos los que fuimos nos sintíeramos como en nuestra segunda casa. ¡Muchas gracias!
Los aspectos, a bote pronto, que quizá necesiten de mejora:
  • Aunque la accesibilidad es muy buena y se tiene un baño dedicado y adaptado, no vimos en las salas un espacio dedicado para público discapacitado. Quizá toque quitar alguna butaca de las primeras filas.
  • El suelo negro de las salas es antiadherente y cómodo, pero su material puede resultar muy sucio en huellas y caída de líquidos al igual que la moqueta gris de la base de las salas. Requerirá de un cuidado extremo y reforzamiento de mantenimento (máxime en la zona de los baños)
  • Detalles menores: que haya poco espacio entre butacas y pantalla para presentaciones o cineforums dirigidos, los dos escalones del hall que se cierran en falso entre las dos puertas de cristal (quizá con el tiempo requiera de una pequeña barandilla), no vimos conexiones HDMI dentro de las salas para posibles eventos de empresa (quizá haya desde las "cabina-proyectores"), que en el equipo staff no haya algo de paridad (ninguna chica),...
Un gran arranque para este valiente proyecto. Buena suerte para estas salas que comiezan su programación V.O.S.E el próximo 3 de julio y que iremos degustando a lo largo de la temporada. Los Cines Embajadores han venido para quedarse y están situados en la Glorieta Sta. María de la Cabeza, 5,  Madrid.

miércoles, 24 de junio de 2020

Emprendiendo con socios, un arma de doble filo

(Pop art de Xavi García)

Cuando uno comienza el emprendimiento cultural siempre tiene la duda o la necesidad de juntarse con otras personas con los mismos objetivos para crear una entidad jurídica en forma de una empresa, de una "sociedad" (de socios). Se puede constituir en S.L (Sociedad Limitada) o SCP (Sociedad Civil Personal). La diferencia radica en que en la primera tiene la ventaja de que la responsabilidad económica está "limitada" y no afecta a tus bienes personales como la vivienda. A cambio, la constitución burocráticas de una S.L es un poco más engorrosa que la SCP (hay que hacerlo ante notario, hay que poner un fondo de 3.000 €, etc).

En un proyecto cultural, como ya he repetido en otros posts, debe existir un equilibrio entre la parte cultural, el marketing y la viabilidad económica. No se puede pensar en crear un proyecto cultural sólo con la finalidad de ganar dinero y por contraposición tampoco se puede pensar sólo en los beneficios sociales del proyecto teniendo pérdidas. En ambos casos el proyecto se hudirá. Es cuestión de tiempo.

Los socios, inicialmente, se consideran una Fortaleza (en un análisis DAFO) porque aportan (trabajo  y dinero), se genera grupo, hay repartos de taeras/responsabilidades y se crea fuerza en pro de un objetivo común. Sin embargo, cuando ese objetivo va cambiando, o se empiezan a crear individualidades o diferencias jerárquicas, la opción de los socios se transforma en Debilidad... incluso pueder llegar a ser una Amenaza para la propia empresa si hay socios, por ejemplo. que piensan más en su ganancia económica personal que en el propio funcionamiento y objetivo del proyecto. También ocurre cuando hay un problema de EGOs entre los socios.




Algunos consejos y advertencias si constituís una sociedad civil:
  • La aportación inicial de dinero/trabajo, genera unos % de participación económica (para el reparto de posibles beneficios en dicho %) pero ello no da más derecho en las votaciones y decisiones. 
  • Los beneficios (anuales o trimestrales) se reparten según el % de participación pero las posibles derramas o gastos estructurales que signifiquen más aportación de capital común por parte de todos los socios a la empresa (por ejemplo unas obras de ampliación o la compra de bienes mayores) también debe hacerse en relación a dicho %.
  • Importante: Las decisiones que afecten de forma sustancial a la marcha del negocio/proyecto así como los acuerdos que entrañen modificación o alteración de los estatutos deberán adaptarse por UNANIMIDAD y por acuerdo por escrito de TODOS los socios (independientmente de su % de aportación)
  • Si vais a ser dos únicos socios es mejor que sea al 50 % de participación porque si no va a haber situaciones en los que se olviden los puntos anteriores y sea fuente de discusiones estériles.
  • La única forma de "echar a un socio" es comprando su parte de acciones bien por alguno de los otros socios o bien por una tercera persona que entraria a formar parte de la sociedad (con el acuerdo del resto de socios). Todos los socios deben firmar y estar deacuerdo en la compraventa de las acciones
  • En caso de no llegar a un acuerdo, y como última opción, uno de los socios puede pedir la disolución de la sociedad y ello derivaría en la tasación de toda la empresa (dinero, bienes muebles e inmuebles,...) y el reparto de todo ello según el % de participación.
  • Nota: si se va a hacer una compraventa procurdad no dejar pagos condicionados  a futuro porque una vez realizada la firma se pierde la posibilidad de recuperación en caso de que la otra parte decida que no se cumple la condición o que no quiera pagar.

jueves, 21 de mayo de 2020

La firma electrónica digital ha venido para quedarse




Con el advenimiento de la pandemia a nuestras vidas y las medidas de confinamiento nos ha venido de golpe la adaptación hacia lo online en los trabajos, la docencia, las relaciones, las comunicaciones. En este "nuevo mundo", el asunto de las firmas de los contratos también ha sufrido un cambio debido a la imposibilidad de poderse reunir para la firma conjunta y por la necesidad de seguir con todos los procesos aún teniendo restricciones. La firma electrónica se convierte en fundamental para que la vida burocrática siga su curso desde lo estrictamente online.

Conviene distinguir entre la firma digitalizada ó escaneada (una firma manuscrita y posteriormente escaneada para convertirla en un fichero digital que se puede "pegar" en un documento) y por otro lado tenemos la firma electrónica digital (que necesita tener instalado un Certificado Digital y que tiene validez jurídica). Es ésta última la que vamos a necesitar para que los documentos firmados (contratos, convenios, acuerdos, anexos, ...) tengan validez en su transmisión oficial.

Certificado digital

En España, el certificado digital de persona física es la certificación electrónica expedida por la FNMT-RCM que vincula a su suscriptor con unos datos de verificación de firma y confirma su identidad. ¿Cómo se obtiene? Tecnicamente  el certificado digital es un fichero digital que se solicita por Internet, lo validas presencialmente con tu DNI en una oficina de Registro o de Hacienda que estén abiertas (si no se puede ir presencialmente se puede usar el DNI electrónico para validar) y luego se instala en el navegador del ordenador (En Chrome: Configuración --> Privacidad y Seguridad --> Gestión certificados --> Importar). Tiene una validez de 4 años y posteriormente se puede renovar por Internet   | Ver vídeo sobre cómo obtener el certificado digital en 4 pasos

¿Cómo añadir la firma electrónica en un documento .PDF?

Yo lo hago desde el Adobe Acrobar Reader DC (versión 2020). Abro el documento .PDF a firmar y en Más herramientas --> Certificado  ya aparece la herramienta adecuada para la firma electrónica marcando el área de cuadro donde quieres que se estampe la firma electrónica digital. Recordad que esa firma no es sólo un texto gráfico (donde aparece tu nombre y la fecha) sino que incorpora metadatos en el propio archivo del documento para que pueda ser rastreado por un validador de firmas.

Fdo.- José Luis Palacios Alonso 

Otra forma de hacerlo es mediante de programa "Autofirma" del Portal de Firmas del Gobierno de España (programa que se instala en el ordenador). Al ejecutar el programa, le indicas: el .PDF que quieres firmar, una posición dentro del documento e incluso puedes seleccionar una imagen personalizada. En todos estos casos, te pedirá seleccionar el Certificado Digital.

jueves, 19 de marzo de 2020

Los cortometrajes al mismo nivel

En los foros y encuentros sobre el ámbito del cortometraje siempre se habla, con carácter nostálgico, de aquellos tiempos en los que en los cines siempre proyectaban un corto delante de un largo. Una experiencia que muchos echan de menos. Su eliminación ha venido siempre provocada y justificada por los propios programadores del cine dado que los cortomatrejes hacen que se desencaje temporalmente la parrilla de programación y porque ahora los cines no están "legalmente obligados" tras la ley del cine de 1987 en España.

No obstante, yo añadiría -desde el propio apoyo al cortometraje - otras jutificaciones para evitar la programación de un corto delante de un largo en la misma sesión:

  • El cortometraje queda ocultado, camuflado y casi enterrado por el largometraje en la publicidad.
  • El espectador paga la entrada sólo por ver el largometraje así que el cortometraje se queda sin valor económico y no hay forma de devolver ningún % de recaudación a la productora/director del corto.
  • El público que va a ver el largometraje se siente "obligado" a ver el cortometraje inicial (que a veces no lo diferencia del bloque de anuncios) y por tanto no lo valora incluso llega más tarde porque lo que le interesa es la película larga.
  • Nadie interesado en ver el cortometraje puede ir a la sala sin tener que pagar una entrada para un largometraje que quizá no le interesa ni ver ni pagar.
La idea innovadora al respecto sería hacer que el cortometraje tuviera su propia entidad en la programación y aunque fuera delante de un largometraje tuviese su propio horario y condición. Obsérvese la imagen de arriba donde el corto independiente "El día de la madre" de Alberto Marañón se trata como cualquiera de las grandes películas que le rodean, con su propio horario y a la misma altura que los largometrajes de ese día.

Esta idea tiene varias ventajas para el público, la sala de cine y el director cortometrajista:
  • El público puede elegir entre ver el corto, el largo o la combinación corto+largo. Ya no existe el concepto de "público cautivo".
  • El corto tiene su propia publicidad, su propia autonomía y se pueden negociar los precios de entrada (para que luego haya un reparto de la recaudación) con continuidad en cartelera en función de su rendimiento en taquilla.
  • La sala de cine amplía su diversidad de programación y puede gestionar tanto económicmente como publicitarimente por separado el largometraje (con su distribuidora) y el cortometraje (con su director/productora o con la distribuidora de cortos cuando las haya).
Es por ello que en la oferta de opciones que hacemos en Artistic Metropol a los cortometrajistas hemos eliminado la opción de "Corto delante de un largo" para enfocarnos en "Corto en cartelera" que me parece que es una idea mucho más equilibrada, necesaria y justa.


jueves, 6 de junio de 2019

Respeto por los creadores y sus obras



Si durante toda la historia de la humanidad no ha habido un acuerdo sobre una definición de ARTE y si cada uno de nosotros interiormente tenemos una idea de lo que es una obra de arte, a veces díficil de explicar, no es conveniente (ni debe darse el caso) sacar esas dudas cuando trabajamos profesionalmente en el ámbito de la gestión cultural. Una cosa es el gusto o idea que tengamos nosotros personalmente sobre una obra y otra muy distinta la que debemos tener como profesionales. De hecho, no debemos caer en el sentimiento de sentirnos "críticos de arte" o "comisarios expertos" cuando ese no es nuestro cometido. El gestor cultural se debe no a la interpretación del Arte sino que se debe a los artistas, a sus obras, a los espacios y al público. Nosotros debemos ser el pegamento entre todos esos ingredientes pero no caer en la opinión o el sentir de la obra. La idea es tratar de ser objetivos y asépticos.

Debemos ser respetuosos con todos los artistas y obras que nos llegan. En Artistic Metropol, por ejemplo, nos llegan muchos jóvenes cineastas que han hecho un cortometraje o una película independiente para celebrar su premiere. Nunca me paro a examinar la "calidad cinematográfica", el "mensaje de la película" o  "el lenguaje fílmico" que han utilizado. El parámetro que debo analizar  como gestor en un cine es la duración y la única calidad que debo examinar es la de la resolución del formato de vídeo y si el audio es correcto para una proyección adecuada al público. Y eso es así independientemente de que sea Isabel Coixet o que sea un chaval de instituto quien presenta la obra. Todas las obras y todos los artistas merecen su respeto desde el lado del gestor cultural cuya misión es el acompañamiento y dedicación. Todos los trabajos tienen su interés para su creador y desde el respeto y la importancia adecuada es desde donde se debe trabajar. Para la crítica y la opinión ya hay otros ámbitos.

Lo mismo sucede con los espacios de arte. Puede aparecer el comisario de turno con sus obras de pintores de renombre y consagrados, pero también puede aparecer el autor emergente que trata de hacer realidad su arte en sus sencillas pinturas, fotografías o instalaciones... Todas ellas son importantes y merecen la categoría de ser gestionadas si se da el correspondiente OK entre los programadores del espacio. A nosotros como gestores y coordinadores de exposiciones nos tiene que interesar el presupuesto, el transporte, el montaje, el tipo de obra, la gráfica, la difusión, la comunicación, la búsqueda de públicos, la ambientación del espacio... pero nunca la crítica de la obra y mucho menos su interpretación. Y si nos toca ser los programadores no nos debemos dejar llevar por el impulso instintivo inicial del gusto personal sino por el objetivo del espacio, el riesgo intencionado, la demanda de público ó la estrategia del contexto.

En fin, que desde la humildad .... seamos más gestores culturales y menos críticos de arte.

jueves, 3 de mayo de 2018

Museo de la Evolución Humana (MEH) de Burgos


Había ganas de visitar este curioso museo que tenemos en medio de la ciudad de Burgos y que viene muy relacionado con los grandes descubrimientos asociados a los yacimientos de la Sierra de Atapuerca. Una manera muy significativa de aprender que antes de nosotros (los Homo sapiens) ya sabíamos que hubo otros, evolutivamente hablando, el Homo neanderthalensis... pero gracias a este museo se descubren otros eslabones anteriores: el Homo heidelbergensis.... (800.000 años antes de nosotros) y el mayor de los descubrimientos: el Homo antecessor (hablamos de 1.300.000 años) El hallazgo humano más antiguo encontrado en Europa.

El museo está estructurado en 4 enormes plantas, muy luminosas, sin columnas, de las cuales la más curiosa es la -1, simulando las cuevas, fosas y hallazgos más importantes encontrados en Atapuerca. También muy didáctica la planta 0 con las diversas antropo-esculturas de los monos y primeros homínidos así como el viaje de Darwin por todo el mundo antes de embarcarse en su Teoría de la evolución en su libro El origen de las Especies.

De la planta 1 me gustó el audiovisual sobre el fuego (buena combinación de sonido e imagen en una estancia ad hoc) así como la Sala Pieza Única (muy bien iluminada y otorgando misterio en su breve recorrido). La planta 2 supone una atalaya del museo desde donde poder analizar su museología así como juegos para confirmar las teorías de la física clásica y de la relatividad posterior de Einstein.


El museo plantea grandes espacios y dispersión en su recorrido. No hay un camino único dirigido y se trata de que el visitante deambule y visite cuantas veces quiera las estancias. Muy interesantes las micro-visitas guiadas que el propio museo organiza con la entrada estándar cada media hora en cada planta.

Curiosidades y detalles:

  • Para llegar al museo hay que subir una rampa que salva unos 5 metros de altura desde la base del paseo del río Arlanzón. Aparentemente es un espacio y altura injustificada en el acceso pero quiere representar la misma altura y pendiente que existe en el acceso a los yacimientos de Atapuerca.
  • Desde la atalaya del piso +2 se pueden ver cómo han aprovechado los diversos techos de las estancias del -1 para explicar la evolución de la vegetación a través de las diversas eras y glaciaciones.
  • De lo más curioso: TODO lo que se ve en horizontal dentro del  mueso (las baldosas, las vitrinas, los asientos,...) está girado 5º respecto al eje. Parece ser que el arquitecto Juan Navarro Baldeweg quiso hacer ese giro para apuntar el contenido del museo hacia la catedral de Burgos pero sin mover el edificio. Así que, por ejemplo, ninguna de las vitrinas y expositores o ninguna de las baldosas de granito del suelo tiene un ángulo de 90 º. Tarea titánica.
  • Muy cuidada la imagen e identidad gráfica. Colores suaves, de tierra, rojizos, blancos,... que lo impregnan todo: desde el exterior, las rampas, los paneles, las paredes que nos son cristalera,... hasta la vestimenta de los mediadores del espacio.
  • La visita al museo viene enriquecida por la opción de visitar los yacimientos reales en Atapuerca con unos autobuses que salen del propio museo hacia el norte de la provincia por la mañana y por la tarde
  • Sorprende que la zona de librería y venta (merchandising) estuviera en la última planta. Un gran handicap para la autofinanciación dado que no se puede acceder sin entrar al museo y, además, la última planta es la menos visitada por los que compran entrada.

jueves, 5 de abril de 2018

El camino hacia la #expo_KEJ - Detalles luminosos


La exposición del coreano Kim En Joong, afincado en Francia, ya se puede visitar en el espacio O_LUMEN hasta el 31 de mayo en Madrid. A los que nos gusta la gestión cultural siempre nos interesan los entresijos de la elaboración de las exposiciones así que aquí os cuento algún detalle para que todos aprendamos en el camino.

La obra de este autor era conocida por un fraile dominico español desde hacía una década que la dio a conocer a su entorno. El origen de esta exposición proviene porque su obra tenía todos los ingredientes adecuados para representar e inaugurar el nuevo espacio O_LUMEN: obra vanguardista contemporánea, espiritualidad en su discurso, relación oriente-occidente, obra abundante y luminosa, etc Se partió entonces con el conocimiento de Félix Hernández quien hizo en su día una tesis sobre Kim En Joong y su obra y por otro lado, en Francia, el Instituto KEJ nos puso en contacto con Denis Coutagne, experto en su obra y quien ya había sido comisario (curator) en la exposición del Vaticano que se hizo hace un par de años. Ellos, Félix y Denis, serían a la postre los comisarios de la exposición en Madrid.

Mientras los comisarios componían sus textos, la selección y distribución de obras el grupo gestor nos íbamos encargando por un lado de organizar la actividades paralelas que tendrían cabida durante el tiempo de la exposición y por otro lado de los diseños y elección de la gráfica (catálogos, marcapáginas, pósters de difusión, invitaciones, etc). Para la realización de la gráfica contamos con la colaboración de CALIGRAMA Proyectos culturales. Como éramos nuevos y todos estábamos aprendiendo, agradecimos la paciencia que tuvieron con nosotros en los cambios y peticiones de diseño.

La obra (cuadros y cerámica) físicamente estaba ubicada en su totalidad en Francia, recogida y embalada tras la última exposición, en el monasterio de las MM.Dominicas de Ambert (cerca de Lyon). Tras una selección de empresas para el transporte y el montaje nos decantamos por la empresa SIT SPAIN, unos grandes profesionales en todos los ámbitos. Una semana antes de la inauguración trajeron toda la obra y el montaje duró 4 días. En el proceso de llegada de las obras se grabaron imágenes en vídeo que luego servirían para el vídeo promocional de la inauguración.


Respecto a comunicación se fue preparando un listado de contactos a los que enviar invitaciones físicas (en papel y sobre), se creó la cuenta de twiter @o_lumen con el hashtag #expo_KEJ (que hubo que replicar en los pósters, catálogo, dípticos de mano, etc), se creó la página web, se hizo una nota de prensa para los medios y se convocó una rueda de prensa para una hora antes de la inauguración a los medios generalistas y también para los específicos de cultura y arte. El artista, además, iba a poder estar en la inauguración.

Dos eran los titulares en esencia más significativos para un público general:
  • Una iglesia en medio de Madrid es transformada en un espacio de arte contemporáneo
  • Un artista coreano y fraile expone su obra abstracta y mística por primera vez en España

Y con todo preparado, la iluminación ajustada, la limpieza general hecha, el wi-fi activado,... cuando llegaron las 140 sillas se pusieron en el espacio (para el acto de la inauguración) y ya solo quedaba que el público viniese a la hora acordada.



Curiosidades:
  • Toda la obra de KEJ es intimista, espiritual y el autor nunca le pone título. Así que todos sus cuadros son caracterizados como "Sin título" y con medidas muy similares. Por ello, se decidió no poner cartelas en la exposición en todos los cuadros (iban a meter "ruido" museográfico innecesario) y dejar sólo TRES cartelones con una breve descripción de los grupos de obras.
  • Para las cerámicas se pensó inicialmente en cubrirlas con vitrinas pero se decidió que quedarían mucho más cercanas si la obra se podía ver en su verdadera cercanía y sin reflejos. además que venían en unas mesas firmadas y dedicadas por el propio artista. Esto conlleva un riesgo en seguridad pero está bastante paliado con una sujeción a las propias mesas de apoyo y con unos pesos (saquitos de arena) en su interior para impedir su vuelco en caso de tocarlas involuntariamente.
  • Las 3 vidrieras que se exponen vinieron por otro lado desde Alemania. Cuando llegaron, debido a su peso y su fragilidad, hubo que hacer muchos planteamientos expositivos para presentarlas de una forma adecuada junto al resto de cuadros con naturalidad y sobre todo con seguridad. Poseen unos refuerzos por la parte de abajo (prácticamente inapreciables) para que no todo el peso recaiga sobre los colgadores de la parte superior.
  • En la inauguración hubo música de cámara contemporánea. También estaba planteado inicialmente un número de danza en el escenario (antiguo presbiterio) pero la colocación de la obra de cerámica en el espacio impedía por seguridad tal acción.
  • Todas las imágenes para los elementos de la gráfica fueron cedidos por el Instituto KEJ salvo la imagen del propio artista que para exponerla en un panel tuvimos que buscar y contactar con la fotógrafa original Kathleen Rengnet en París durante el fin de semana, vía whatsapp, para que nos cediera los derechos y así lo hicimos constar en el propio panel.

Creo que con todos estos ingredientes la exposición gana aún más en información. Todavía estáis a tiempo de verla y comprobar todos estos detalles.

Espacio O_LUMEN (c/ Claudio Coello, 141, Madrid)
De miércoles a domingo | 11-14 h y 17-21 h